AinhoaArteta1

 


Con más de 25 años de carrera artística a sus espaldas, Ainhoa Arteta es la soprano más internacional del momento. Ha cosechado éxitos, premios y reconocimientos dentro y fuera de España. El último, la Medalla de oro al Mérito de Bellas Artes y una agenda repleta de proyectos hasta 2021.

Pero cuando habla de sus hijos, Sarah (17) e Íker (7), una luz ilumina su cara. Hoy hablamos de maternidad y carrera profesional con Ainhoa Arteta ¿Son proyectos compatibles?


 

Su ‘ópera prima’, Sarah, llegó a sus 36 años, ¿Sopesó en algún momento la opción de preservar su fertilidad?

La verdad es que en aquella época la información era bastante escasa y la poca que había no era en este sentido. Vamos, en relación a la preservación de la fertilidad, no se sabía nada.

Tuve a Sarah con 36 años. Fue tarde, pero bueno, la verdad es que no tenía opción de tenerla antes por mi carrera.

Ahora, con toda la información de la que disponemos y la cantidad de opciones a nuestra disposición, ¿Recomienda a las mujeres que congelen sus óvulos?

Sinceramente, creo que debería haber mucha más información al respecto.

Por supuesto que lo recomiendo. De hecho, uno de los consejos que doy a casi todas mis colegas y personas que conozco y que han pasado la barrera de los 40  -o mejor, que están en los veintitantos o los 30-, es que congelen sus óvulos, porque esto lo que les da es una libertad para ser madre más adelante. Y de verdad que creo que si hoy en día la ciencia nos aporta esta ventaja, las mujeres deberían hacerse eco de ella.Destacado1

Pero insisto: debería de haber mucha más información. Es más, debería ser algo cubierto por la Seguridad Social, porque esto permite que la mujer se pueda desarrollar profesionalmente y luego tener sus hijos más adelante.

Además, yo puedo decir, por experiencia propia, que los hijos a los 40 años son una experiencia única, inolvidable e irrepetible. Porque yo he tenido una hija con 36 años y un hijo con 45 y de verdad que tener un hijo a partir de los 40 años ha sido un regalo. En general, la maternidad es un regalo que ninguna mujer se debería perder.

Lo tienes cuando ya posees una madurez y un poso en la vida, cuando ya tienes tu carrera y te has realizado como profesional. Y poder tener un hijo en ese momento es importantísimo. Y además, los hijos no solo son queridos, sino buscados y deseadísimos.


En enero, marchará a Australia y en abril volverá a Moscú. Con una  agenda cargada de eventos y nuevos proyectos. ¿Cómo logra compaginar su brillante carrera artística con la maternidad?

AinhoaArteta2Con una dosis importantísima y muy grande de complicidad de mis hijos hacia mí y hacia mi carrera. ¿Por qué te digo esto? Pues porque yo lo he elegido y para mí es algo que me gusta hacer, pero mis hijos no lo han elegido. Mis hijos y mi familia, en este caso sobre todo mis hijos, son muy conscientes, y han crecido y se han criado  conmigo, por lo que conocen los sacrificios que conlleva.

A pesar de eso, no puedo evitar el ser madre y sentir la ausencia de mis hijos. Y esto es lo que más me cuesta en mi carrera, como mujer y como madre. Pero se cura todo con una llamada, un beso, un abrazo de mis hijos y un “mamá te queremos”, “mamá te comprendemos”, “mamá queremos que sigas haciendo eso”. Ellos son los que me dan la batería para poder seguir ejerciendo.

¿Cómo cuida su salud Ainhoa Arteta?

Pues me alegra que me hagas esa pregunta, porque en este sentido tengo que agradecer eternamente a Ginemed y al Dr. Pascual Sánchez, el abordaje tan especializado que han hecho de la etapa menopáusica.

Este es otro tema del que falta información –advierte-. Es importantísimo que las mujeres sepan cómo, con el tratamiento adecuado, pueden mejorar su calidad de vida, su calidad de imagen, sus relaciones sexuales, etc. Mejorar en todo Y, desde luego, en Ginemed me abrieron los ojos y un panorama de vida nuevo a partir de mis 50 años.

Se confiesa una enamorada de Sevilla, su gente y sus costumbres. Nosotros, nos declaramos fans incondicionales de su voz ¿cómo valora la presencia de la ópera en la oferta cultural hispalense?

La valoración que tengo sobre la ópera en Sevilla es buenísima, porque yo conozco mucho La Maestranza y sé que hacen un esfuerzo tremendo, tanto la orquesta como la ópera, para poder ofrecer a Sevilla una programación importante de ópera -y cultural en general-. Pero, sinceramente, creo que, en general, en toda España, la labor que se hacer con la ópera y la cultura en sí es escasa

Destacado2Creo que España es un país donde el patrimonio histórico-cultural es de los más importantes, si no el más, de toda Europa –porque además el nuestro está restaurado-; y creo que debería tener mucha más ayuda por parte del Gobierno y de las entidades, porque la cultura es el petróleo de nuestro país. Por ejemplo, ya que me pones el caso de Sevilla, ésta es una ciudad que debería tener, al menos, tres óperas obligadas en cartel todas las semanas -porque es algo que va intrínseco con la ciudad de Sevilla- que son El Barbero de Sevilla, La Carmen y Don Giovanni.

Con esto quiero decir que la gente que viene a hacer turismo a Sevilla y ve la ciudad, que pueda luego ir a la ópera a ver una oferta cultural –Don Giovanni, El Barbero de Sevilla o La Carmen– dependiendo del día. Pero son operas que deberían de estar de obligado cumplimiento en cartel continuamente.

AinhoaArteta4